Catálogo

Loren Graham, Jean-Michel Kantor

El nombre del infinito

Un relato verídico de misticismo religioso y creatividad matemática

Traducción de José Manuel Álvarez-Flórez

Cubierta del libro El nombre del infinito

Colección: El Acantilado, 260

Temas: Ciencias, Ensayo y Religión

Autores: Loren Graham y Jean-Michel Kantor

Traductor: José Manuel Álvarez-Flórez

ISBN: 978-84-15689-14-0

Edición:

Encuadernación: Rústica cosida

Formato: 13 x 21 cm

Páginas: 304

La matemática, ciencia positiva y racional por excelencia, ¿puede tener algo que ver con la mística? En la mística cristiana, esta convergencia se observa ya desde tiempos antiguos, en Plotino y Orígenes, y, de hecho, Stalin mandó a Pável Florenski a los campos de trabajo porque no concebía que un sacerdote pudiera ocuparse de ella. Loren Graham y Jean-Michel Kantor nos proponen, en este libro único, original y luminoso, un emocionante viaje que desvela las relaciones entre matemáticas y religión en dos de las escuelas matemáticas más creativas de principios del siglo XX, la de París y la de Moscú. Si la escuela francesa—con Émile Borel, René Baire y Henri Lebesgue a la cabeza—buscaba soluciones racionalistas, algunos mate­máticos rusos, como Dmitri Egorov (que acabó internado en un centro psiquiátrico) y Nikolái Luzin—fundadores de la célebre Escuela de Matemáticas de Moscú—, se inspiraron en las intuiciones de orden místico. Y entre todos ellos, destaca la figura imponente de Pável Florenski, científico, matemático y teólogo de enorme talla que murió asesinado en un campo de trabajo. Graham y Kantor, dos notables matemáticos e historiadores de la ciencia, nos abren las puertas a cuestiones de orden fundamental en la experiencia humana.

Comentarios de la prensa

“Describe de forma amena y didáctica la epopeya de unos científicos que vivieron, literalmente, sobre el alambre”.
Luís Pousa, La Voz de Galicia

“El libro aborda, pues, un asunto tan curioso como poco frecuentado y lo hace desde un enfoque harto original en el que la intención divulgativa, básica para que el lector de a pie no se pierda o se aburra, nunca empece la perspectiva científica, y aun filosófica. El ensayo me ha resultado muy interesante. Los autores no desdeñan lo mundano en la vida de estos genios, lo que, como lector profano en la materia, se agradece. La estructuración del asunto es muy precisa, en el orden cronológico y en lo referente al pensamiento y la abrumadora bibliografía no estorba porque se vierte en las notas”.
Fermín Herrero, El Norte de Castilla

“Matemáticas y religión. ¿Una mezcla explosiva? No, una fiesta del espíritu y la razón. Este libro, por su naturaleza insólita es de un valor encomiable. Y, además, su lectura es una grata experiencia literaria”.
Joan Guasp, El Ciervo