Catálogo

Kurt Tucholsky

El castillo de Gripsholm

Una historia veraniega

Traducción de Jorge Seca

Hacia 1930 un editor alemán le pide a un autor de ensayos políticos que escriba una novela de amor para compensar las pobres ventas de sus anteriores libros. El escritor—casualmente llamado Tucholsky— accede a los deseos de su editor y escribe una novela. En ella cuenta la historia de dos amantes, Kurt y Lydia, que veranean en un lugar tranquilo e idílico de Suecia, el castillo de Gripsholm. Pero las apariencias engañan, como descubrirán cuando una niña acuda a ellos para que la ayuden a huir del internado donde es sometida, junto al resto de sus compañeras, a una disciplina aterradora. El destino de los tres personajes se entrelazará en esta parábola en que las descripciones de la naturaleza y la inocencia adánica son tan exuberantes y líricas como amarga y certera la crítica de la barbarie y la irracionalidad humanas. Publicada por primera vez en 1931 y censurada por los nazis, El castillo de Gripsholm es un auténtico clásico de la literatura alemana.

Comentarios de la prensa

“Un clásico alemán, una hermosa, inquietante, modélica fábula literaria. Exquisita”.
Robert Saladrigas, La Vanguardia

“De escritura exquisita, pura orfebrería dialectal en la que se combina lo culto y lo coloquial, la estética, la ética y las actitudes sociales de un tiempo que caminaba hacia su dolorosa derrota, El castillo de Gripsholm es una pequeña maravilla”.
Óscar Brox, Detour

“Tiene algo de idilio o paréntesis, de escapada de una realidad más asfixiante. Un elemento ligero y burlón recorre toda la obra, amablemente irreverente y bastante autobiográfica”.
Daniel Gascón, Ahora

“Una novela de aliento báltico, engañosamente ligera, de un estilo ágil y desenfadado que se sustenta en el dominio del lenguaje coloquial, a menudo trampolín para un humor de media sonrisa, un tanto desencantado”.
Fermín Herrero, El Norte de Castilla

“Esta parábola de Tucholsky es un latido poético, una gota de agua fría que estremece”.
Fulgencio Argüelles, El Comercio

“Una lectura alegórica, sin solemnidad, sobre los peligros del fanatismo”.
Ignacio F. Garmendia, Diario de Sevilla

“Los primeros escritores en los que uno piensa al leer a Tucholsky son Nabokov y Ford. Tucholsky es magistral adoptando la indiferencia calculada de la mente perfectamente retorcida”.
The Times

“Un relato que es, en realidad, una parábola del mal que amenazaba a Alemania en 1935. Nos ofrece personajes encantadores e ingeniosos que, sin embargo, no pueden hacer frente a la creciente oleada de horror”.
Publisher’s Weekly

“Uno de los escritores más brillantes de la República de Weimar […] El que vio con más claridad lo que se avecinaba”.
The New York Times

Otros libros de Kurt Tucholsky